Más de 240 ganaderos cántabros ya pueden inscribir a sus animales en la IGP 'Carne de Cantabria'

22/09/22


El consejero, durante su visita en Viérnoles a una explotación ganadera de raza Pirenaica (Foto: Nacho Romero)

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha informado a la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria de que los titulares de las explotaciones ganaderas de las razas Charolesa, Pirenaica, Blonda de Aquitania o la Fleckvieh ya pueden inscribir a sus animales en el registro de la Indicación Geográfica Protegida (IGP) ‘Carne de Cantabria’ después de que estas cuatro razas hayan sido incluidas en este sello de calidad.

Así lo ha anunciado hoy el consejero del ramo, Guillermo Blanco, durante la visita que ha realizado en Viérnoles a una explotación ganadera de raza Pirenaica, junto a la directora general de Ganadería, Beatriz Fernández; el presidente de la Federación de Asociaciones de Criadores de Ganado Vacuno de Razas Cárnicas de Cantabria, Lorenzo González, y los propietarios de la ganadería, compuesta por medio centenar de cabezas de ganado de raza Pirenaica.

El consejero Guillermo Blanco ha mostrado su satisfacción por dar “un paso más” para que la IGP ‘Carne de Cantabria’ siga creciendo y consolidándose con nuevas razas “de calidad” y que, con el paso del tiempo, “han ido adquiriendo de manera progresiva mayor relevancia en el volumen de carne que se producen en Cantabria”.

La producción de carne de vacuno de Cantabria, ha precisado Blanco, “mantiene un aspecto común en su sistema de manejo, producción y alimentación, aprovechando los pastos que de manera natural conforman el paisaje de la región”, lo que permite incluir todas las razas que tradicionalmente se crían en Cantabria bajo este sistema.

El titular de Desarrollo Rural ha recordado que esta propuesta de ampliación de la IGP ‘Carne de Cantabria’ cuenta con el respaldo de los consumidores, en base a un estudio sobre la reputación de la carne de Cantabria, lo que indica que el apoyo de la solicitud no se fundamenta en las razas o en su protección, sino en la reputación de la carne obtenida por el sistema de manejo y alimentación establecido por este sello de calidad.

Además, ha puesto en valor el esfuerzo de los productores que se encuentran actualmente acogidos a esta denominación de origen, cuyas producciones se han visto incrementadas en los últimos años “gracias al esfuerzo que han realizado todos para que este ganado puede estar identificado y comercializado bajo este sello de calidad”.

“El sistema de producción característico en la carne de Cantabria influye de manera determinante en las características organolépticas de la carne, a través de la composición de la grasa y del nivel de engrasamiento, así como del color de la grasa, homogeneizando el producto comercializado”, ha subrayado Blanco.

Durante su visita a la explotación ganadera de Viérnoles que está integrada por ganadería de raza Pirenaica, Blanco ha destacado el excelente rendimiento cárnico de esta raza, que recientemente ha sido designada con la IGP ‘Carne de Cantabria’, tras ampliarse en hasta cuatro razas y situarse, por tanto, en diez las que cuentan con este sello de calidad en la Comunidad Autónoma.

Blanco ha defendido la mejora genética de la cabaña ganadera por sus implicaciones económicas, sociales y medioambientales, así como por su contribución al desarrollo socioeconómico del medio rural.

“La cría de animales de razas puras constituyen una fuente de ingresos para la población agraria, que se ve favorecida por el uso de animales de alto valor genético, que contribuyen a un incremento de rentabilidad y competitividad de su producción, mejorando su posicionamiento en el mercado”, ha subrayado Blanco.

En el caso de la raza Pirenaica, ha puesto en valor su adaptabilidad al medio y su perfecta aclimatación, buen estado sanitario, buena aptitud cárnica y precocidad cuando la alimentación está regularizada.

Por su parte, el presidente de la Federación de Asociaciones de Criadores de Ganado Vacuno de Razas Cárnicas de Cantabria, Lorenzo González, ha agradecido a la Consejería el trabajo realizado durante todo este tiempo para conseguir la ampliación de la IGP ‘Carne de Cantabria’, que reconoce y ampara la producción de carne de Cantabria con el objetivo de generar rentas a los ganaderos, asentar a la población rural y ofrecer a los consumidores de un producto obtenido de forma tradicional y con las máximas garantías de calidad y trazabilidad.

Así, un total de diez razas cuentan con este sello de calidad, tras la reciente inclusión de Blonda de Aquitania, Charolesa, Fleckvieh y Pirenaica. Se suman a las que ya contaban con esta distinción: Tudanca, Monchina, Asturiana de Montaña y Asturiana de los Valles, Limusina, y Parda de Montaña. 

La ampliación se produce después de que la Comisión Europea haya dado luz verde a la modificación de la IGP ‘Carne de Cantabria’ a instancias del Gobierno de Cantabria, tras recibir la petición de las asociaciones y de la Federación de Razas Cárnicas.




radio teibafm 101.4 - Emisión online

redes sociales


      

Twitter