Últimos días para visitar la exposición del pintor Indalecio Sobrino en Tabacalera

08/01/22


Compuesta por 20 ilustraciones de películas anteriores a los años 60 e incluidas en el libro ‘Aquellos años de cine’, puede verse hasta el viernes 14 de enero en el auditorio del centro municipal

La exposición ‘Aquellos años de cine’, del pintor Indalecio Sobrino, encara su recta final y aún puede visitarse en el auditorio del centro cívico de Tabacalera hasta el próximo viernes, 14 de enero.

Está compuesta por 20 dibujos de películas anteriores a los años 60, incluidas en el libro ‘Aquellos años de cine’ editado por Javier Fernández Rubio.

Esta propuesta expositiva da cuenta de la polifacética trayectoria de Sobrino, de quien se conoce su vinculación con los toros y sus magníficas obras y carteles, y descubre su gran pasión, el cine.

Sobrino es un gran admirador del séptimo arte y ya desde pequeño, dedicaba todo el tiempo que podía a ver películas, sobre todo los grandes clásicos, y recrearlas en su imaginación a través de dibujos, una afición que se fue incrementando con los años y que ahora se plasma en la exposición y el libro.

Centrada en películas anteriores a los años 60 entre las que pueden verse films tan conocidos como CasaBlanca o Benhur, la exposición se adentra en el mundo de las pantallas digitales y demuestra la adaptación del artista a las nuevas tecnologías y la incorporación de los avances digitales al mundo del arte.

Indalecio Sobrino nació en 1940 en Santander donde permaneció la mayor parte de su vida con el intervalo de los años que estudió en Bilbao Ciencias Económicas. Vivir en un hotel, que en aquellos años albergaba a la gente del mundo de la tauromaquia, el teatro, el circo, la pintura o la música, fue perfilando sus aficiones, que después se transformarían en motivo argumental de su obra creativa.

Discípulo del pintor Pablo Sansegundo, que le abrió las puertas de un sólido oficio, en su obra siempre ha tenido un especial protagonismo la figura humana, constituyendo el motivo principal. Así, sus cuadros están plagados de gentes de todo tipo, el retrato y el recurso al desnudo como gran desafío del tratamiento del color en la representación del cuerpo humano, la danza basada en las coreografías del Ballet de Alvin Ailey y el mundo del cine, series sobre la tauromaquia o retratos de figuras.

Entre sus obras figuran varios carteles ganadores de la Feria de Santiago, entre ellos, el de 2017, un retrato de Manolete, con motivo del centenario de su nacimiento y los 70 años de su muerte, lo que demuestra su afición a este arte y la maravillosa plasmación que hace del mismo.




radio teibafm 101.4 - Emisión online

redes sociales


      

Twitter