Sánchez pide a los presidentes autonómicos reforzar la atención primaria en la desescalada progresiva por territorios

19/04/20


Pedro Sánchez y Salvador Illa

Pedro Sánchez ha instado este domingo a los presidentes autonómicos a “reforzar” la red sanitaria de atención primaria, que desempeñará un papel crucial en la desescalada de las medidas de confinamiento por el coronavirus. “Desde el punto de vista del Gobierno de España será uno de los elementos fundamentales para definir y decidir qué desescalada se hace en cada uno de los territorios”, ha observado el presidente en la sexta conferencia telemática que ha mantenido con los líderes territoriales desde la entrada en vigor del estado de alarma el 14 de marzo. El Comité Científico ha transmitido a Sánchez la necesidad de reforzar el diagnóstico, el seguimiento, y la vigilancia de todos los casos, también de los leves, en los centros de salud.

El presidente ha detallado los cuatro objetivos en la lucha contra la covid-19. Primero, asegurar la detección precoz y la capacidad diagnóstica para los casos detectados en atención primaria. Segundo, asegurar el aislamiento de estas personas infectadas. Tercero, garantizar que los sistemas de información permiten una monitorización estrecha de estos pacientes. Y finalmente, garantizar la localización y seguimiento de los contactos de los contagiados.“Vamos a tener que incorporar al cuadro de mandos para saber evaluar las desescaladas que podamos ir realizando en los territorios la detección precoz de los casos que podamos tener en cada una de las localidades”, ha explicado Sánchez en la reunión con sus homólogos autonómicos.

El jefe del Ejecutivo ha detallado que ese proceso no va a estar tanto en función del número de contagiados, sino sobre todo en las capacidades sanitarias o la provisión de material de protección a los ciudadanos. “Vamos a necesitar tiempo, semanas, en una lenta marcha hacia la desescalada”, ha llamado a la prudencia. El presidente ha recordado que hay comunidades que no facilitan al Ministerio de Sanidad todos los datos sobre la epidemia en sus territorios y ha insistido en que no se puede bajar la guardia: “Una segunda oleada sería muy difícil para personal sanitario”.

Pedro Sánchez se ha comprometido a mantener las entregas a cuenta previstas pese a que la economía empeora. El Gobierno aportará este año, incluyendo todos los conceptos, 115.887,2 millones, según fuentes presentes en la cumbre. Estas cantidades proceden de la aplicación de la ley de financiación autonómica, calculadas con una previsión de ingresos que ha quedado desfasada por el golpe económico de la pandemia. Si el Gobierno actualizara el sistema de financiación con las nuevas previsiones económicas las cantidades que les corresponderían a las autonomías serían 14.000 millones menos.

En las cuatro horas de reunión no se ha detallado el plan de salidas a la calle de los menores de 12 años. El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha indicado que las medidas se concretarán en el Consejo de Ministros del martes. En su comparecencia del sábado en La Moncloa, Sánchez avanzó, con todas las cautelas, que a partir del 27 de abril podrán “disfrutar de un rato al día del aire libre”. Los presidentes autonómicos nacionalistas y del PP fueron muy críticos en la cumbre del domingo anterior, en la que acusaron al Gobierno de actuar unilateralmente y de enterarse por los medios de los siguientes pasos en la gestión de la crisis.

Sánchez ha animado a los presidentes a llegar a un acuerdo educativo sobre el final del curso en todas las comunidades autónomas. Madrid, Andalucía, Castilla y León y País Vasco se han desmarcado: las comunidades del PP no aceptan que alumnos con suspensos puedan pasar de curso u obtener un título mientras Euskadi quiere elaborar su propio plan; Murcia dice que acatará lo que aprueba el ministerio. El presidente ha incidido en que cada alumno sea considerado y evaluado como un caso propio. “Adoptar una medida común es razonable y no supone la más mínima merma de las competencias propias que tenéis”, les ha dicho, según distintas fuentes consultadas.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, se ha mostrado a favor de una evaluación más flexible pero ha rechazado el aprobado general porque sería “dar por perdida a una generación de alumnos”. La dirigente del PP entiende que las medidas de desconfinamiento “no pueden ser las mismas" en Madrid, epicentro de la epidemia, que en otras zonas de España. Sobre la renta mínima, Ayuso ha insistido en que tiene que ser una palanca para el empleo y no para “cronificar" el desempleo.

Como en otras reuniones, el president de Cataluña, Quim Torra, ha insistido en recuperar las competencias autonómicas durante el plan de desconfinamiento. "Estamos en alerta máxima, no nos relajemos”, ha apuntado en una intervención en la que ha resaltado la importancia de “hacer más test” y aplazar el pago de impuestos como el IRPF o el de Sociedades. A diferencia del Gobierno, que permitirá salir, con condiciones, a los menores de 12 años a partir del 27 de abril, la Generalitat quiere ampliar hasta los 18 años la edad para que los más jóvenes tengan permiso para salir de sus hogares.




radio teibafm 101.4 - Emisión online

redes sociales


      

Twitter